Decoración y diseño

BUSCAR EN ESTE BLOG

POLÍTICA DE PRIVACIDAD

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar tu navegación, adaptarse a tus preferencias y realizar labores analíticas. Al continuar navegando aceptas nuestra Política de cookies. Ver detalles aquí:

14 de diciembre de 2012

Cómo hacer accesorios de tela enrollada


Cómo hacer  accesorios de tela enrollada




Los brazaletes y las vinchas o diademas para el cabello pueden cubrirse con cintas, trencillas y géneros de seda o de algodón para completar una prenda de vestir o añadirle un detalle elegante. Los bordados a mano realizados con cuentas y las trencillas de lujo constituyen el toque final.






Los accesorios confeccionados con tela enrollada suelen tener un precio eleva­do, por lo que vale la pena diseñárse­los una misma. Aquí mostramos cómo transformar brazaletes y vinchas o diademas ba­ratos o viejos





Los géneros naturales, como la seda y el algodón, son ideales para este uso, ya que presentan una buena textura y no tienden a ser resbaladizos. Las bu­fandas pequeñas y los pañuelos de caballero tienen una buena medida para retorcerlos alrededor de las dia­demas, mientras que las tiras de géne­ro, las trencillas y las cintas se enrollan con facilidad en torno a los brazaletes.


Cordones y cintas, trencilla rusa, sar­tas de lentejuelas y perlitas se pueden enrollar o coser formando dibujos de­corativos. Se logran efectos sutiles con cuentas de las utilizadas para artículos de bisutería, con cordones suaves y con cintas estrechas; para obtener efec­tos de contraste, emplea guarniciones metálicas y trencillas mate.
Ensaya diferentes efectos. Enrolla en dirección vertical una tira de cinta o de tela alrededor de un brazalete, o enro­lla en diagonal una bufanda pequeña en torno a una diadema. Los extremos del género se pueden remeter o man­tenerse en el sitio con unas puntadas. Prueba el efecto para ver si el género necesita guarniciones. Para no tener que cortarlo, prueba a modificar ligera­mente el ángulo; una tira demasiado larga puede enrollarse superponiéndo­la más para que se ajuste a la medida, o se puede “estirar” una tira corta para que llegue a cubrir el objeto.


Además de diademas para el cabello, brazaletes, telas y guarniciones, necesi­tarás aguja, alfileres, hilo a tono y tije­ras afiladas.


Las tiras de tela se pueden cortar al bies o al hilo. Extiende la tira con el lado del revés hacia arriba y dóblala por ambos lados dejándola del ancho deseado. Estírala bien o plánchala.

Enrollar el género en torno a un brazalete

Enrolla en los brazaletes el género for­mando un ángulo diagonal o vertical; los extremos se aseguran con unas puntadas. Enrolla o cose las trencillas a la superficie de la tela con puntaditas invisibles.


Una vez hayas recubierto el brazalete, recorta por el lado del revés todo exceso de género y remete el extremo en el doblez anterior. Asegúralo cosiéndolo al género que queda por debajo.






Mantén el extremo del género en el lado del revés y enrolla la tira por encima para sujetarlo en el sitio y cubrir el borde sin rematar. Mantén el género tenso y enróllalo de modo uniforme sobre el brazalete superponiendo ligeramente las tiras para que no se vea el brazalete de base.

 Aplica las guarniciones deslizando el extremo de comienzo por debajo del género enrollado, por el revés del brazalete. Fija con unas puntadas y cose la guarnición por el lado del derecho formando el dibujo deseado. Lleva al lado del revés el extremo final y remátalo del mismo modo que al principio.

Enrollar el género en torno a una vincha o diadema








Si trabajas con una pieza de género cuadrada, dóblala en diagonal formando una tira que no tenga más de 7,5 cm de ancho. Si trabajas con un rectángulo de tela, dóblalo por los lados largos para formar una tira.

Pon la diadema a través del género y vuelve el extremo de éste sobre aquélla. Enrolla la tira un par de veces sobre el extremo del género para cubrirlo; mantén la tira de modo que forme el ángulo debido con la diadema. Si el género es elástico o voluminoso, da un par de puntadas a través de todas las capas para asegurarlo. Continúa enrollando el género de modo uniforme.

Dobla el extremo del género hacia el lado del revés y remételo por detrás de uno de los dobleces. Si es preciso, asegúralo cosiéndolo al género.

Hacer un lazo
Añade el último detalle a una diadema con un lazo anudado con un cordón.



Corta una tira de género de la medida requerida y dobla los bor­des largos hacia dentro como se indicaba para hacer una tira. Do­bla los extremos en el centro, montándolos ligeramente, y pasa un hilo de frunce a través de ella. Tira del hilo y asegúralo.
Corta una tira de cordón y ase­gúrala dando una puntada por el revés. Enrolla uniformemente el cordón dando tres o cuatro vueltas alrededor del centro del lazo. Recorta el extremo y cóselo por detrás. Finalmente, cóselo en la diadema.




No hay comentarios: